A medida que el inicio del rodaje de la película ‘Vitoria, 3 de Marzo’ se acerca, Sonora Estudios y Gariza FILMS continúan con los preparativos a un ritmo frenético. En septiembre fue el turno de las localizaciones, entre otras cosas.

Mientras el guión “sufre” su enésima revisión, con ésta en la mano los responsables de los equipos de luz y cámara, decoración, coordinación y sonido recorren la Vitoria-Gasteiz de 2017 en busca de los lugares que más cerca estén estéticamente de aquella Vitoria de 1976.

Un paseo en el que buscamos en el día a día actual los espacios que más se ajusten a las localizaciones que el guión nos pide. Iglesias, callejuelas, exteriores e interiores de fábricas y un sinfín de detalles que buscan hacer de esta película un retrato creíble de la Vitoria que vivió los sucesos de hace casi 42 años.

El paisaje urbano ha cambiado, mucho, y ello dificulta contar la historia con fidelidad documental. Urbanismo, vehículos, locales de negocio… un sinfín de pequeñas cosas que nos hacen un poco difícil recrear la ciudad de la Transición. El equipo es muy versátil y superará todos los escollos.

Aún habiendo estado ya en varias ocasiones en la Iglesia de San Francisco y sus aledaños, todavía se siente en el cuerpo algo especial al acercarnos al edificio y entrar en él. Será el más emblemático lugar donde trabajaremos y en el que discurrirán las secuencias más complicadas de rodar.

Las fotografías de Francisco, Romualdo, José, Pedro y Bienvenido nos miran desde la cristalera de un negocio cerrado justo enfrente del monumento que rememora aquellos desgraciados sucesos.

Deja un comentario